Cocinando un pedacito de “Bundang”

¡Buenas tardes a todos!

¡Hoy ha sido un día muy interesante! ¡Me he ido de compras!

Si bien por la mañana no he hecho “el huevo”, hacia el mediodía sí que he tenido la oportunidad de aprender cosas nuevas y disfrutar como un niño. Hoy habíamos quedado Jiae, Justin, Potter y yo para ir a un “outlet” a comprarnos ropa para poder afrontar el largo invierno que nos espera (y sin demasiada ropa térmica en mi mochila, lo cuál supone un reto añadido… jajaja). Pero como los coreanos tienen la costumbre de que cuando quedan no es para hacer sólo una cosa (- Quedamos para estudiar. – Vale, pero vamos a comer primero /- Quedamos para tomar algo. – Vale, pero luego vamos a cenar… y así un sinfín de veces… jajajaja) pues esta vez no podía ser menos y Justin y Jiae nos han invitado a comer a su casa.

Ellos viven en Bundang, que está como “un poquito lejos” del centro… nah! a una horita y media sólo… si está a la vuelta de la esquina. Esto no es distancia para un coreano… muahahaha (se ríe para sus adentros). Tengo que admitir que quedar para comer ha sido muy divertido por diversas razones. La primera es que he aprendido a hacer un plato típico coreano consistente en un mazapán relleno de arroz y verduras que está riquísimo, llamado 유부초밥 (yubucheobap, lo siento las transliteraciones son odiosas… o___o).

20141122_143821 20141122_143728

20141122_144631 20141122_144735

La preparación del mismo es muy sencilla. Primero se mezcla el arroz cocido con las verduras, luego se abre “la boca” del triangulo de mazapán y como si se tratara de un niño, se le pone la cuchara con el arroz en la boca del “triángulo niño” (oh dios… no sé si quiero quedarme con la imagen de lo último que acabo de decir… un triángulo niño… ¿en serio?). Después se aplana el arroz para que le entre en la boquita al “niño” y se aparta. Pues bien, mientras nosotros hacíamos esta dura tarea, a Jiae le dió tiempo a hacer Jajangmyeon (자장면) y Ddeokbokki (떡볶이). El de color así más oscuro es el primero y el más rojizo el segundo. Después de comer fuimos al “outlet” Orange Factory que resultó ser un poco más caro de lo previsto, aunque fué muy divertido ir de compras, y así de paso me compré algo de ropa para el duro invierno que se avecina…

Y vosotros, ¿habéis probado el 떡볶이 alguna vez? ¿Sóis de comida picante? ¿Sabíais lo que era el 유부초밥?

¡Un saludo!

Busu 부수

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Seoul.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s